Estás en: Inicio · Noticias · INFORME ESPECIAL - FUME EVENTS 

Noticias

INFORME ESPECIAL - FUME EVENTS

01/05/2017

¿Qué son los “fume events” o aire tóxico en cabina?

Para poder tener un ambiente confortable y la suficiente presión de aire en la cabina del avión de forma que se pueda respirar a las alturas a las que los aviones vuelan normalmente, se requiere determinada cantidad de aire comprimido (Warm Compressed Air).

 

Este aire se origina en los motores y por tanto está en contacto con piezas en movimiento que tienen que estar lubricadas. Hay varios sellos en los motores que están diseñados para mantener el aceite lubricante separado del aire. Debido a la naturaleza de estos sellos (seals) su efectividad no es del cien por cien, con lo cual cierta cantidad del aceite pasará al aire, también son objeto de desgaste y como cualquier componente mecánico pueden fallar. Si una cantidad grande de aceite se mezcla con el aire comprimido y calentado, el resultado será la entrada de vapores/humo en la cabina del avión: a esto se le denomina “fume event”, en la entrada de aire de la cabina del avión no hay filtros que eviten esto.

 

En este video se explica en detalle en qué consiste este peligroso fenómeno.

(o este en vers. francesa)

Le Syndrome Aérotoxique et le système de prélèvement

 

 

¿Se puede saber con certeza si el aire en la cabina del avión está contaminado?



En la cabina del avión se puede ver una calima ligeramente azulada o se puede detectar por el olor, descripciones tales como olor a calcetines sudados, o a perro mojado, a vómito, o a aceite azucarado, han sido usadas para describirlo. Los niveles de contaminación existentes pueden no ser perceptibles. ¿Por qué el humo o vapor formado (fume) es tan tóxico? Para soportar el extremado ambiente de los motores de un avión se necesita el uso de un aceite sintético complejo, que contiene ingredientes tóxicos, incluyendo el tricresil fosfato el cual es añadido como agente antidesgaste, éste es un organofosforado y es conocido por sus propiedades neurotóxicas. Sin duda los organofosforados se usan en la producción de “nerve agents”.

 

¿En qué momento somos más conscientes de que ocurre? En el momento que salimos del parking y se encienden motores, se suele percibir un olor a hidráulico, los propios pasajeros detectan un mal olor.

 

¿Cuáles son los síntomas?


Los síntomas pueden ser agudos y durar un período de tiempo corto o crónicos . Pueden presentarse cualquiera de los siguientes síntomas:

Fatiga, sintiendo agotamiento incluso después de haber dormido.
Visión borrosa
Temblores
Pérdida del equilibrio y vértigo
Convulsiones repentinas (seizures)
Pérdida de conciencia
Fallo de la memoria
Dolor de cabeza
Tinnitus
Mareo, (light-headedness)
Confusión , problemas de conocimiento
Sensación de intoxicación
Náusea
Diarrea
Irritación en los ojos
Vómitos
Tos
Dificultad para respirar
Tirantez en el pecho
Fallo respiratorio con requerimiento de oxígeno
Incremento del rítmo cardíaco y palpitaciones
Irritación en los ojos, nariz y cavidades respiratorias superiores

 

Recientemente se está dando a conocer el Síndrome Aerotóxico debido a incidentes ocurridos en diferentes compañías aéreas, y por ello nace la necesidad de informar a los pasajeros sobre sus derechos, pero dónde están los derechos de los tripulantes?

 

 

¿Puede afectar a cualquiera?


Primariamente las toxinas afectan al sistema nervioso central. No es fácil predecir cómo va a afectar el aire contaminado en la cabina del avión a cada uno individualmente debido a las diferencias genéticas de cada persona. El cuerpo de una persona determinada puede tener menos éxito que otro a la hora de desintoxicarse o también verse afectado por respirar dichas toxinas en un solo vuelo, mientras que otros pueden permanecer inmunes después de volar durante años y de haber estado expuestos a la inhalación involuntaria de estos gases cuando se ha producido un “fume event” grave en la cabina del avión.

Los síntomas pueden durar poco tiempo o permanecer a largo plazo, pero las repetidas exposiciones pueden hacer que los síntomas se vuelvan más severos y duren más, convirtiéndose en crónicos. Tras una emanación de estos gases (fume event) quizás la persona afectada no muestra los síntomas en un primer momento, pero pasados unos días después del vuelo surge el malestar y la persona comienza a sentirse enferma.

 

¿Cuánto tiempo hace que se conoce este problema?



El primer caso totalmente documentado fue el del navegador del Hércules C-130 que tras respirar el aire contaminante en la cabina de los pilotos quedó incapacitado para volar. Las propiedades neurotóxicas de los organofosforados se conocen desde antes de la Segunda Guerra Mundial.

¿Reconoce la industria de la aviación este problema?


Varios gobiernos y autoridades reguladoras han puesto en marcha una investigación, pero hasta el momento no han sido capaces de demostrar de una forma decisiva la conexión entre el aire contaminante en la cabina del avión y los problemas de salud crónicos, aunque hay estudios independientes que muestran una clara evidencia en dicha conexión.

Los beneficios, conflictos de intereses y el control inefectivo que se hace por parte de gobiernos y  autoridades reguladoras, hacen que la industria aérea en su conjunto se niegue a aceptar este problema tan serio.

En 2015 se puso en marcha un comité, a instancias de la UE, para la normalización de la calidad del aire en las cabinas de vuelo de aviones comerciales, el CEN TC 436.

STAVLA está representada a través de EurEcca, que es miembro del comité CEN TC 436. En conferencia celebrada en septiembre de 2016 en Lisboa se abordó el tema de la contaminación del aire en cabina.(link presentación pdf).

En este enlace podéis ver la presentación del D. Heutelbeck de Götingen, del Prof. Xaver Braun del Medical Center de Berlin/Charité y de la Prof. Lygia Budnik de la Universidad del Medical Center de Hamburgo-Eppendorf, que mantuvieron en el Collegium Ramazzini, una de las instituciones más importantes de Salud Laboral a nivel europeo.

Así mismo el Dr. Christiaan van Netten, de la Universidad UBC de Canada, viene estudiando la afectación de las tripulaciones desde hace 12 años.

Existen a su vez asociaciones que llevan años tratando de concienciar al personal de Vuelo, como a la sociedad, de la importancia del tema, a través dedocumentalesconferencias.

Nuestros colegas de UFO (Sindicato de Tripulantes Alemán) ya están reclamando un aire de cabina libre de toxicos, como demuestra el siguiente video de un noticiero alemán. El próximo día 28 volverán a manifestarse.

En este enlace teneís acceso a una guía elaborada por la compañía Lufthansa para el tratamiento de casos de exposicion a Fume Events. (En alemán e inglés)

 

Pero sobre todo, debéis reportar cualquier incidente. Para ello disponéis delAQD o SMS@iberia.es en Iberia, VUELING NOTIFY en Vueling o al servicio de SMS de vuestra compañía, que por ley debe tener, solicitando confidencialidad si así lo deseáis.

También podéis optar por el buzón de AESA, sucesos.aesa@fomento.es o  sucesos.aesa@seguridadaerea.es , que es confidencial.

 

Últimos articulos donde la prensa se hace eco de estos fume events:

British Airways flight diverted to Vancouver after cabin crew becomes ill

Repeated call for Aviation Authorities to introduce 'Passenger's Right to Know'

 

 

 

STAVLA

 

Compartir

Comentarios